Cacaoteros desató feroz ofensiva ante Lanceros para alcanzar tricampeonato

*La novena mirandina se alzó con la copa en la IX Súper Liga de la LNBB

0
200
Cacaoteros alcanzo el campeonato a fuerza de estacazos. Foto LNBB
La novena chocolatera celebra tras anotar la carrera que representó el nocaut. Foto LNBB

Implacable ofensiva de 24 incogibles permitió a Cacaoteros de Miranda cerrar con broche de oro la IX edición de la Súper Liga de Béisbol, al imponerse este domingo holgadamente, 18×7, para coronarse campeón por tercer año corrido, ante Lanceros de Portuguesa, en el choque final celebrado ante una tribuna principal repleta de aficionados en el parque Br. Julio Hernández Molina de la ciudad de Araure.

Los mirandinos que jugaban como “home club”, abrocharon el juego en el tercer episodio con ofensiva de 8 carreras y una decena de rayitas entre el cuarto y séptimo acto, donde los chocolateros finalizaron el encuentro bajo la figura del nocaut.

Lanceros fabricó sus anotaciones en el segundo tercio del juego, pero no fue suficiente ante el tórrido bateo de los ahora tricampeones de la Liga Nacional Bolivariana de Béisbol.

El relevista Francisco Carrillo se adjudicó el triunfo, trabajando par de entradas en las que solo otorgó una base por bolas, mientras que el derrotado fue el abridor Alexander “Maquinita” Díaz, luego de ser castigado con 7 carreras, igual número de imparables en 2.2 episodios.

Por los monarcas descollaron con el madero, Junior Sosa de 4-3, jonrón, 4 empujadas, 3 anotadas; Rusbel Faríñez de 5-3, cuadrangular, 3 producidas y 2 anotadas; José Luis Rodríguez de 5-4, batazo de vuelta entera, trío de fletadas e igual número de anotadas; Luis Bandes de 4-2, estacazo de cuatro esquinas, empujó 3 y anotó en 3 ocasiones; Miguel Leal de 3-2, par de remolques; Héctor García y José Castillo de 5-3 cada uno; José Duarte de 3-2. Cabe resaltar que, todos los jugadores de Cacaoteros de Miranda conectaron al menos un indiscutible en el desafío.

Por los llaneros, Karin Turkamani de 4-3, empujada; Manuel Ramírez de 4-3 y Diego Durán de 3-2, con anotada.

Cacaoteros de Miranda alcanza así su tercer banderín sucesivo, tras conquistar la Súper Liga en Trujillo 2016, el año pasado ganando la final absoluta en seis cotejos a Lanceros y ahora vuelve a coronarse frente a los portugueseños, en los llanos occidentales.

Luego se hizo el acto de premiación, en medio de una gran fiesta deportiva que bajó el telón de una exitosa XIV Liga Nacional Bolivariana de Béisbol.

La afición portugueseña abarrotó la tribuna principal del estadio Julio Hernández Molina. Foto LNBB

PROTAGONISTAS

Uno de los más satisfechos en la celebración fue el timonel Carlos “Cizalla” González, quien elogió la labor de todo el club. “Ha sido un trabajo de varios meses, cuerpo técnico, personal de apoyo, peloteros, y aquí están los frutos que permitió alcanzar el tricampeonato.

El manager central destacó la competitividad de los otros equipos que participaron en la contienda, esperando que para la venidera justa sea mucho más reñida, por cuanto eso es parte del éxito deportivo.

“Feliz de haber logrado el campeonato, agradecido con Dios por darme la oportunidad de celebrar otra vez el título con Cacaoteros y poder dirigir el pitcheo al éxito que tuvimos”.

Fueron las impresiones del receptor Miguel leal, quien agradeció la oportunidad al manager Carlos González por depositar la confianza a la hora de estar detrás del plato.

Por su parte, el lanzador abridor, Bryan Francisconi, no ocultó su emoción por titularse, más allá de que no pudo llevarse la decisión a su favor tras faltarle un tercio para completar las 5 entradas.

“Me dieron el batazo, le pedí al manager González que me brindara la oportunidad de un bateador más, pero lo importante fue que ganamos y ahora somos campeones. Gracias también a mi familia por el apoyo”.

En tanto, José Luis Rodríguez agradeció a Dios por mantenerse sano y contribuir a la causa mirandina contra el pitcheo de Portuguesa. “Tenemos un equipo muy ofensivo, a pesar de que perdimos el primer juego del torneo, pero a partir de la segunda fecha las cosas cambiaron y ahora nos coronamos campeones”.

Luis Bandes fue otro paleador que destacó en el último juego, argumentando que el trabajo en equipo fue clave para la victoria final. “Feliz de que logramos este éxito, gracias a Dios hice los ajustes y aproveche mi momento para poder resolver. Ha sido una grata experiencia y la disfruté al máximo”.

Finalmente, el director general de la LNBB, Profesor Bernardo Filardi, señaló que “hemos concluido, pero continuamos trabajando por nuestra Liga y éste éxito ha sido de una labor en equipo y para el próximo campeonato seguiremos trabajando para dar la cara por este beisbol social”, esbozó.

Destacó que todos han puesto un grano de arena, desde los equipos, comunicadores sociales y aficionados en cada localidad donde se jugó la pelota bolivariana, recalcó.

Asimismo, Filardi exhortó y dejó entrever que las puertas están abiertas para aquellos clubes que no pudieron intervenir en la campaña que acaba de finalizar, puedan retornar en la zafra venidera.

Buena pelota se jugó durante seis días en la Súper Liga.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here